La Sombra Blanca, Carlos Fidalgo

viernes, febrero 03, 2017

Título original: La Sombra Blanca
Autor: Carlos Fidalgo
Reino de Cordelia
Páginas: 190

Relato de fantasmas, La Sombra Blanca propone un juego de voces ambientado en las trincheras de la Primera Guerra Mundial. Esta historia comienza en un lago invadido por el mar, atraviesa un país movilizado por la guerra y se extiende sobre un laberinto de trincheras, a espaldas de un río que sirve de frontera con un mal sueño. Se narra un misterio; el del soldado escocés Elgin Gairloch, reclutado para combatir en Francia, y cómo volvió a casa después de la última batalla del Somme, fechada en la primavera de 1918. Hay personajes que pierden la voz, soldados ciegos que nunca recuperan la vista, un hospital de puertas cerradas, y un destello fugaz que cruza la ventana de una casa, en una ciudad devorada por el fuego.


Para esta nueva reseña no puedo escoger un libro mejor que éste. Desde la cuidada edición de Reino de Cordelia, con la obra pictórica Gassed de John Singed Sargent como portada, es un cuidado relato con la Primera Guerra Mundial como paraje donde cohabitan los miedos personales, el horror de la guerra y cierto factor sobrenatural.
El año pasado os dije que había descubierto este libro, y desde que supe que el autor vendría al Celsius 232, tenía que hacerme con él. Fue un periplo algo arduo, pero al fin pude tenerlo entre mis manos. y no sólo eso, asistí a la charla que dió Carlos Fidalgo sobre su obra, dejando claro una especial sensibilidad en lo que a los horrores de la guerra se refiere.

Puede que no os llame especialmente el género o la ambientación bélica, pero estoy casi segura de que este libro os gustaría, aún a pesar de eso. Porque lo que sobresale en él es la forma en la que el autor transmite los pensamientos y las sensaciones de esos soldados (británicos en su mayoría, escoceses) que, abandonados en tierras extrañas, deben hacer frente como pueden a las inclemencias del tiempo, a los ataques enemigos, y a sus propios terrores.

Ahora sé que soñé contigo. Soñé que caminabas sobre la playa, como un ángel, y que la resaca no te mojaba los pies.
Soñé que eras una sombra blanca. Ligera como la niebla.
Soñé que nada te tocaba el alma, porque estabas muerta.

El libro cuenta, a través de varios personajes y diferentes voces, la historia de Elgin Gairloch, un soldado escocés que se alista en el ejército y parte rumbo a los campos de Picardía. Allí conocerá la guerra, las trincheras, la desolación y la muerte, todo de primera mano. Pero no es una historia más. Desde que era pequeño, Elgin ha sentido la cercana presencia de lo sobrenatural. Y es gracias a esta presencia cuando el sencillo y humilde relato de soldados adquiere un tono tétrico, oscuro y mágico a  la vez, que deja al lector sorprendido, fascinado por la forma de escribir de Carlos Fidalgo.

Yo he logrado esquivar las llamaradas, pero debería preocuparme por esta herida que ha sangrado tanto. Tiene mal aspecto, aunque ya no me duela, y solo pienso en levantarme y caminar hacia ella. Así que me aprieto la herida, dejo de fingir que estoy muerto y trato de incorporarme, igual que hace ese soldado, a solo unos pasos de mí. Pero no puedo. Descubro, horrorizado, que mis piernas, mis brazos, no me obedecen. "¿Qué sucede?" me pregunto. Y solo comprendo que yo también soy uno de ellos, cuando veo cómo el soldado se pone en pie, desclava la bayoneta que sobresale de su vientre hinchado y no sangra.

Como veis, nada es tan sencillo como parece, y no todos los muertos acaban sus días de la misma manera. De hecho, La Sombra Blanca es también un relato acerca de esa conexión especial que tienen algunas personas con el más allá, con lo que no entendemos a simple vista. Se sirve de las figuras mitológicas que pueblan las leyendas escocesas acerca de una dama vestida de blanco que acompaña a los que están a punto de morir. Como un preámbulo de la muerte, esa dama deambula por los campos y pueblos de Francia, acompañando a los soldados, dejando tras de sí un reguero de pétalos rojos. 

La miré espantado. Los alemanes estaba a punto de iniciar un asalto después de machacarrnos con su artillería y ella caminaba en medio de los dos ejércitos, sin que nada, ni la pólvora, ni el barro, le ensuciaran el manto blanco que vestía. Y no soy el único que la ha visto. Lo sé. aunque durante el viaje en el Canal le dijera a aquel soldado que la descubrió en el agua que solo se trataba de un cadáver envuelto en un sudario..

En ocasiones, es más importante cómo está dicho algo que el mensaje en sí. En este caso, el autor se atreve a cruzar la frontera hacia la poesía, y sus pequeños párrafos, sus oraciones cortas hacen las veces de versos y estrofas. Llenas de melancolía, por lo que se ha dejado atrás, por esa generación perdida en la Gran Guerra, constituyen en ocasiones una gota de humanidad en el sin sentido de las trincheras.

Por eso, lo mejor con este libro es simplemente dejarse llevar, un poco a ciegas. Seguir el camino que inicia Elgin en su infancia y acompañarle, atravesando el Canal y media Francia, compartiendo sus experiencias y sus dudas sobre esta vida y lo que está por venir. 

5 comentarios:

  1. Hola! Se ve muy bueno, me encantan los libros situados en la WWI y el toque que le da el autor lo hace interesante. Gracias por la reseña! Nos leemos (:

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!
      Pues si te gusta el tema, ni te lo pienses. El autor y su forma de escribir es un personaje más de la novela. Es casi poético, a mí me encantó.
      Muchas gracias por pasarte, un saludito!

      Eliminar
  2. Con este pedazo de reseña, y sabiendo lo que recorriste para poder conseguir el libro, me da a mí que merece mucho la pena. Esa mezcla de guerra y mitología me atrae mucho, así que me veo recorriendo librerías como tú para conseguirlo.
    ¡Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Holi!
      Cuando dices eso quieres decir "con la vara que nos diste" jajajaja.
      Es que mezcla guerra, poesía y mitos leyendas y abruma de lo bonito que está escrito. Tiene partes que casi sientes un escalofrío al darte cuenta de lo que estás leyendo.
      Pues sí lo quieres, ya sabes donde está, solo tienes que pedirmelo :)
      Besotones! :D

      Eliminar
  3. ¡Hola!
    Adoro la ambientación, aunque me he centrado más en novelas que ocurren en la Segunda Guerra Mundial. Me atrae muchísimo el tema de que se enlace con leyendas escocesas, es muy interesante. También me gusta lo que dices de como está escrito, creo que me podría gustar.
    Vamos, lo tengo apuntado desde que te hiciste con él y ahora tengo más ganas aún de leerlo. Espero disfrutarlo tanto como lo has hecho tú.
    Un beso

    ResponderEliminar

¡Hola! Gracias por pasarte por mi blog y dedicar tiempo a comentar, valoro todos los comentarios, y siempre respondo.
¡Un saludito!